Lecturas de verano para docentes

“Poniendo rostros a los datos” de Lyn Sharratt y Michael Fullan

Los estudiantes son personas, no datos. Los datos de las evaluaciones pueden sepultarnos bajo ceros de cifras o entregarnos una información focalizada sobre cómo llegar a cada estudiante.

Poniendo Rostros a los datos nos muestra cómo desarrollar un lenguaje común para compartir todos los progresos de los estudiantes con todos los profesores y líderes y cómo valerse de una evaluación permanente para orientar la enseñanza.

Basado en una investigación realizada a escala mundial con más de 500 educadores, este libro presenta soluciones organizadas por los siguientes tópicos: *Evaluación *Liderazgo *Enseñanza *Apropiación Entre los míltiples beneficios que trae consigo la personalización de los datos destacan un mayor compromiso de los estudiantes y un impacto positivo en la cultura escolar.

Esta guía amigable le ayudará a fijar metas, adaptar lecciones, identificar fortalezas y debilidades en los estudiantes e implementar intervenciones.

Se incluye un marco de trabajo para la autoevaluación que puede ser útil para desarrollar mejoras a nivel local y general.

Focalizándose en conectar todos los puntos entre los estudiantes y los datos, podrá hacer realidad el objetivo primordial de la educación: ayudarlos a aprender.